Maternidad, Montessori

Los primeros libros

El universo de la literatura infantil es enorme. Mucho antes de ser madre, mucho antes -incluso- de pensar en serlo, fui armando una colección de libros álbum. Mi intención era que un día si llegaba un hijo o hija a mi vida, pudiera contar con esa biblioteca. La verdad es que cuando nació mi hijo, esos libros, esas historias, no eran adecuadas para su edad: en lo físico, sus delgadas y grandes páginas se enredaban en sus dedos; en lo narrativo, eran historias largas con vocabulario complejo que él no comprendía más allá de su musicalidad. Además, no tenía mucho interés en la historia, su atención se concentraba en las imágenes. Así que me di a a la tarea de buscar libros para bebés. 

El primer libro que tuvo fue uno de tela, con patrones definidos de colores y hojas que sonaban. Con ese libro aprendió a pasar páginas. Al poco tiempo, llegaron los libros de cartoné o cartón. Y, con ellos, pasar las páginas de papel se le volvió una tarea mucho más fácil.

Los niños pequeños, como ya dije, necesitan muchas imágenes más que texto. Los libros les permiten entender la lengua en la que les hablamos, descubrir palabras o, lo que es igual, adquirir vocabulario, familiarizarse con la lectura y entrar a la apropiación de un mundo simbólico fascinante y mágico: la lengua y las historias permitirán a los niños aprender, asociar, entender lo que están viviendo y experimentando.

Hoy, voy a recomendarles una serie de títulos que bien podrían ser el primer libro de cartoné de un bebé de hasta un año pero que, seguro, los usarán por mucho más tiempo. Son libros de primeras palabras, con muchas ilustraciones. Son libros que abrirán una y otra vez en busca de los nombres que están aprendiendo a decir o a comprender y que, sin duda, los ayudarán a hablar.

Mis palabras y yo. Marie-Odile Fordacq y Peggy Nille. Combel editorial

La presentación de las primeras palabras está acompañada de tiernas y coloridas ilustraciones. Tiene dos niveles de lectura: por un lado, una palabra y la imagen, fácilmente identificable, se muestran en cada página; por otro, esa imagen se acompaña de una frase que retrata el día a día del pequeño. De esta manera, los bebés logran relacionar la imagen con el objeto y, cuando son más grandes, relacionan la frase con el objeto. El libro es de cartoné con solapas de tela y forma parte de la estantería de Combel, una editorial que siempre sorprende por la belleza de los libros infantiles que publica.

Mis palabras y yo

Mi primer libro de las palabras. Eric Carle. Editorial Kókinos. 

¡El aprendizaje de las primeras palabras jamás fue tan divertido! Eric Carle ha escrito e ilustrado casi un centenar de títulos. Es un autor con 89 años a su andar, que se roba el corazón de los pequeños con sus historias. Sus libros pueden acompañar la infancia de los niños, llenándolos de conocimiento y diversión. Para adentrarse al mundo de Eric Carle, Mi primer libro de palabras, es una gran opción. Esta obra con páginas de cartón tiene divisiones: en una parte se encuentra la palabra y en la otra está la imagen que le corresponde. Los niños descubren el objeto de cada palabra mientras giran las páginas. Es un libro que les va a ser útil cuando comiencen a leer.

Mi primer libro de las palabras

 

Cosas que me gustan. Anthony Brown. Fondo de Cultura Económica.

Willy, el entrañable personaje de Anthony Brown, nos muestra lo que le gusta hacer: pintar y andar en triciclo, jugar y disfrazarse, ir a fiestas y estar con sus amigos. Nuestros pequeños lectores descubren los objetos y las situaciones que le gustan a Willy, mientras las reconocen también se identifican con ellas.

Cosas que me gustan

 

Aquí veo. Verónica Uribe y Scarlet Narciso. Editorial Ekaré.

Un bonito libro acartonado que recorre las primeras palabras, que muestra a los niños lo que ven en su entorno y quieren nombrar. Son 24 páginas con coloridas y sutiles imágenes.

 

Aquí veo

Palabras, echa un vistazo. Océano Travesía.

Una obra que invita a los más pequeños a explorar su entorno, aprendiendo las palabras que designan objetos cercanos y familiares, mientras se asoman -literalmente- al mundo que los rodea. Este libro está concebido con páginas acartonadas, cada una con una “ventana” que propone al niño conocer el mundo mediante el juego. Con el espejo reconoce el mundo y se reconoce mientras aprende.

Echa un vistazo; palabras; Aimee Chapman; Natalie Munday; Pip Tinsley

En Quito, pueden encontrar estos títulos en la querida librería Oso Lector, ubicada en las Avs. Coruña y Toledo. Pueden preguntar la disponibilidad de los títulos por Whatsapp a Carolina.

¡¡Que los disfruten!!

Gracias por suscribirte, seguirnos en redes, compartir, comentar y darle me gusta.

Recuerda: en septiembre daré un taller en línea sobre método Montessori para madres, padres y cuidadores de bebés de 0-3 años. Hay ofertas disponibles hasta el 17 de agosto. Toda la información está disponible en: https://kaypachajuguetes.com/talleres/

 

 

Anuncios

2 comentarios en “Los primeros libros”

  1. Así es, hay que fijarse muy bien en la edad del niño para elegir el libro, las imágenes son importantísimas ya que con estas, ellos practican la predicción, gracias por las recomendaciones, a pesar de que no soy madre también me la paso buscando libros para niños, pero en mi caso para mis alumnitos 😊

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s